0
0
0
s2smodern

De acuerdo a la Encuesta Nacional de Seguridad Pública Urbana (ENSU) que realiza el INEGI desde el año 2013, en la capital del estado, bajo en 7.7 puntos porcentuales  la percepción de inseguridad en personas de 18 años de edad o más.

Dicha encuesta realizada con residentes de Hermosillo, hace pensar que fue aplicada a vecinos, amigos o familiares del alcalde Manuel Ignacio “Maloro” Acosta, ya que los asaltos, robos y delincuencia en la mayoría del territorio de la ciudad del sol, lamentablemente es el pan de cada día y se encuentra fuera de control.

En la actualidad, la sociedad civil siente temor a ser víctima de delito y no es para menos, ya que en el primer semestre del 2017, en Sonora han aumentado los delitos con violencia, y se podría convertir en el tercer año con más homicidios dolosos desde 1997, según el reporte del Observatorio Sonora por la Seguridad.

Hace unos meses atrás, Manuel Emilio Hoyos, director del Observatorio, presentó datos oficiales que revelan un aumento de más de 28% en las carpetas de investigación.

Pero estos datos, también se quedan muy abajo, ya que muchas personas que fueron víctimas de un robo, asalto, violación etc. No denuncian a las autoridades por miedo a represalias, ya que es bien conocido por la ciudadanía que entregar o exponer a un ladrón, es más tardado y tedioso, ya que al medio día las autoridades ya lo habrán puesto en libertad.  

Una cosa es bien sabido, el alcalde de Hermosillo Maloro Acosta, invierte miles y miles de pesos para comprar y callar a la mayoría de la prensa para que no publique muchas de las atrocidades que cometen los delincuentes contra la sociedad civil, pero lo que no puede comprar o controlar, se llama “INTERNET y REDES SOCIALES” donde a diario podemos encontrar más de 10 denuncias  de personas que fueron víctimas de un robo o algún asalto, o bien, pidiendo apoyo para recuperar su vehículo. Claro, esas notas difícilmente las veremos publicadas en los medios tradicionales locales.

El sentir de la gente es el mismo, coraje, miedo  e impotencia ante el problema de la violencia que vemos que ha aumentado en los delitos de robo a vehículo, de robo a casa habitación, de robo a negocio, los asaltos  con arma de fuego, todo sigue aumentando, entonces, mi pregunta es: ¿A quién demonios entrevisto el INEGI que se sienten tan seguros? Por eso, vuelvo a repetir que han deber sido amigos, familiares y vecinos del alcalde Maloro Acosta, porque no creó hayan sido entrevistados vecinos de la Solidaridad, Jacinto López, Villas del Real, Pimentel,  Olivos, Amapolas, la Choya, 4 de Marzo etc. Probablemente sí fueron a levantar encuestas ahí, pero con el primer machetero que vieron, prefirieron irse a Los Lagos, Pitic y la Joya.

Aquí como ejemplo, les dejo el título de  algunas noticias  que se encontraran el día de hoy en varios impresos de Hermosillo.

.- Aseguran a 2 ladrones que manejaban camioneta robada en la Solidaridad.

.- Amaga con pistola a empleado y atraca una dulcería de la colonia Palo Verde.

.- Ejecutan a un hombre en la colonia Sahuaro.

.- Detienen a par de ladrones en la San Luis.

https://www.elsoldehermosillo.com.mx/seguridad

La delincuencia en Hermosillo se encuentra tan descontrolada, que no respetada edades, sexo, estatus social y hasta al mismo gobierno, lo leyó bien, el día de ayer saquearon las oficinas públicas de la Cidue y de las albercas del CUM.

En las oficinas del Instituto Municipal de Ecología, los ladrones se apoderaron de dos computadoras de escritorio, dos reguladores, un minisplit, una balanza, un GPS, un sonómetro, una cámara digital, una cafetera, un cuchillo, unas tijeras y una mochila para laptop, lo extraño o lo gracioso o peor aún, lo tenebroso es que las instalaciones contaban con guardias de seguridad y ni así respetaron, y no estamos hablando de que se encuentran en el barrio de la solidaridad, sino en el residencial Centenario.

También en el Centro de Usos Múltiples,  se llevaron hasta las mangueras. Un empleado del lugar, manifestó que al llegar a laborar hizo un recorrido por el área y se percató que de la bodega había desaparecido un tanque de gas y un manómetro, así como una carretilla, una pala, rastrillo, dos mangueras de 50 metros, varias lámparas, varios juegos de llaves para el acceso a las instalaciones, herramienta diversa y hasta los candados.

Muchas de estas noticias y cientos más no salen a luz pública, ya que el alcalde Maloro Acosta tiene comprados a muchos medios de comunicación para que se hagan de la vista gorda y escriban que en la ciudad del sol todo es vida y dulzura.

Nada más como dato, el alcalde de Hermosillo, Manuel Ignacio Acosta Gutiérrez, gastó 5 millones 175 mil 488 pesos para publicitar su segundo Informe de Gobierno en medios impresos, televisivos, radiofónicos y pantallas electrónicas.

Así las cosas con el involucrado en supuestos desvíos millonarios a empresas fantasmas cuando era director del Registro Federal Agrario.

Nada más para dar a conocer sus actividades o falacias que realizó durante este segundo año de “MAL” gobierno, pagó recursos a tres pantallas electrónicas de publicidad; cuatro televisoras, diez empresas radiofónicas, 13 periódicos y revistas, así como 50 portales web de noticia.

De acuerdo a información solicitada por el portal Silla Rota al Ayuntamiento de Hermosillo, vía Infomex, con folio 982517. Para las pantallas digitales que se encuentran en cafés de la ciudad, centros comerciales y algunos lugares transitados como bulevares, el alcalde Manuel Ignacio Acosta pagó 160 mil pesos para promocionar sus avances en la administración.

En las cuatro televisoras, pactó publicidad de su segundo Informe de Gobierno por un monto de un millón 237 mil 406 pesos con 80 centavos. El más alto, de 580 mil y el más bajo de 177 mil 480 pesos.

En las diez radiofusoras, el gobierno de Acosta Gutiérrez, emanado del Partido Revolucionario Institucional (PRI) pagó un millón 280 mil 741 pesos, con 80 centavos.  La mayor cantidad a una de éstas empresas fue de 348 mil pesos y la menor de 37 mil 120 pesos.

En cuanto a medios impresos, periódicos, revistas y semanarios, el Ayuntamiento de Hermosillo destinó un millón 738 mil 840 pesos en promocionar las acciones en este año de gobierno.

Para los 50 portales web de noticia, “Maloro” Acosta, como se autonombra, gastó 758 mil 500 pesos. El sitio en línea que recibió menos dinero fue de una cantidad de 5 mil 800 y el que más ganó, obtuvo una cantidad de 58 mil pesos.

Es un hecho prácticamente incuestionable que el consumo de los medios tradicionales va a la baja y su credibilidad como medios informativos está fuertemente cuestionada. Es por eso que los ciudadanos prefieren las redes sociales frente a los medios de comunicación, una porque  la información es casi inmediata o prácticamente en vivo, otra por su filtración sin censura, pero sobre todo, porque la verdad no se puede restringir, ocultar o manipular.

Por eso, el alcalde Manuel Ignacio “Maloro” Acosta, podrá controlar encuestas de INEGI y medios de comunicación pero no puede controlar Redes Sociales.

Por el momento nos despedimos, primero Dios y le mandó un saludo a mi madre, fiel lectora de esta columna.

Marco Antonio Romero Juvera

Correo: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.                                           

Twitter: @TonyRomeroAAA